Cuando tenemos que cambiar el colchón, solemos preguntarnos si el que elegiremos será el mejor para nuestro descanso. Por eso, una de las ventajas de ir a una tienda es poder probar un colchón y ver cuáles son sus caracteristicas reales una vez estás tumbado sobre él.

Qué debemos saber antes de probar un colchón

Lo primero que debemos tener en cuenta, es quién va a dormir en la cama, ya que no es lo mismo comprar un colchón para bebés que para una pareja adulta. De hecho, si dormimos en pareja y queremos comprar un colchón de matrimonio, será importante que ambos prueben el colchón para evitar sorpresas.

colchón nuevo

Además, antes de probar el colchón, debemos conocer cuál es la firmeza que estos pueden tener. También es importante que prestemos atención a los materiales o composición, no dejándonos engañar por el precio bajo del modelo en cuestión. El siguiente aspecto que debemos decidir, es el tamaño de colchón que necesitamos.

¿Por qué probar un colchón nuevo?

La compra de un colchón es una de las tareas más complejas. En el mercado, existen multitud de marcas y tecnologías que pueden confundirnos. Por eso, probar un colchón antes de comprar es la mejor idea.

Por otra parte, podemos detectar si el modelo que vamos a escoger nos resulta demasiado blando o duro. Incluso, si en la postura habitual en la que dormimos, nos resulta incómodo o imposible descansar. 

Probador de colchones: Cómo hacerlo como un profesional

Como hemos mencionado, es muy importante que para probar cada modelo que nos guste, lo hagamos en la postura habitual en la que dormimos. Otro de los trucos de un auténtico probador de colchón, es, si la tienda lo permite, quitarse los zapatos. De esta forma, te sentirás libre de realizar cualquier movimiento que hagas durante tus etapas del sueño

probadores de colchones

Debemos fijarnos que el colchón sobre el que nos tumbamos, se adapta a nuestra espalda. Es decir, esta se mantiene recta, sin ejercer presión en los hombros o haciendo que la espalda se arquee en forma de V. Tampoco debe aparecer un punto de presión en los puntos de apoyo cuando estemos tumbados de lado.

Para medir la ergonomía del colchón, los probadores de colchones aconsejan que nos fijemos cómo se comporta el material al poner nuestra mano sobre él. Ante la presión de nuestra mano, a mayor reparto equitativo de los puntos de presión, más cómodo será el colchón.

Otro consejo que debemos aplicar, es explicar a los expertos que nos asesoren dónde se colocará la cama que vamos a comprar. Si la casa es demasiado calurosa, deberemos optar por materiales que aseguren un frescor constante durante nuestro sueño.

probador de colchón

En nuestras tiendas de Enforma Descanso de Burgos y Logroño, contamos con los mejores profesionales que te ayudarán a probar el colchón para que elijas el mejor. ​​Acércate hasta nuestras instalaciones donde podrás probar los últimos modelos del mercado, equipados con la mejor tecnología del mundo del descanso.